domingo, 20 de mayo de 2012

En las pelís se equivocan…

No, no me estoy refiriendo a eso de que nos vendan que cualquiera, por torpe que sea, puede convertirse en un héroe de acción capaz de hacer saltar por los aires coches, barcos, o aviones, con una pistolita. O que si te disparan en una pierna ni te duele y sigues alegremente tu carrera para que no te atrape el maniaco demente que te  persigue. O que si vas a bordo de un avión y al piloto le da un patatús puedes aterrizar tú sólo siguiendo las instrucciones del radiocontrol. O que la chica inadaptada conseguirá siempre ser la reina del baile de fin de curso aunque nadie se acuerde de su nombre.
En realidad me estoy refiriendo a otra clase de errores, los que en serio se pueden demostrar, los históricos…

Gladiator (2000): Cómodo era en realidad muy apreciado por el Senado y gobernó durante 13 años con éxito en lugar de los pocos infructuosos meses que presenta la película. El Emperador no murió en la arena, sino en el baño a manos de un luchador llamado Narciso.

El club de los poetas muertos (1989): Robin Williams divierte a sus alumnos con una espléndida imitación del personaje de Marlon Brando en "El Padrino" cometiendo un anacronismo flagrante. La película de Coppola se estrenó en el año 1972, décadas después de cuando se desarrolla la acción del filme de Peter Weir.

Braveheart (1995): William Wallace era un caballero de una familia noble y a su padre, Malcolm, no lo mataron los ingleses, sino que luchó del lado de Inglaterra a cambio de un favor político.

Titanic (1997): El gazapo más llamativo tiene lugar al comienzo de la película cuando se comentan las virtudes de "Las señoritas de Avignon" de Picasso, un cuadro que Rose DeWitt Bukater embarca consigo... Pero, ¿si el cuadro se hundió con el barco, cómo es que a día de hoy está colgado en las paredes del MOMA?

María Antonieta (2006): Uno de los conflictos de la película se centra en la dificultad de María y Luis para tener un heredero. En la película, Luis tiene miedo del sexo. En la vida real, Luis tenía fimosis, una enfermedad por la que el prepucio del pene no se retracta. Esto se solucionó más tarde por medio de una operación y la pareja procreó.

Hace un millón de años (1966): La pelí nos dice que los hombres convivieron con los dinosaurios y que las tan modernas, delgadas, depiladas y modeladas cavernícolas usaban biquinis de piel…

El patriota (1998): El personaje de Gibson, al que llaman Benjamin Martin, está basado en alguien que existió: Francis “Zorro de los pantanos” Marion. Este hombre nunca mató él solo a un pelotón del ejército británico. Lo que sí hizo fue cargarse a docenas de indios Cherokee desarmados y violar a sus esclavas.

La Pasión de Cristo (2004): En el Jardin del Getsemaní, en la escena inicial de la película, Satanás aparece y trata de distraer a Jesús mientras esta orando. Poco después Jesús aplasta la cabeza de una serpiente con su tobillo (referencia al protoevangelio, en Genesis 3:15 – una profecía del Mesías); esto no ocurre en ninguno de los evangelios.

Atrapado por su pasado (1993): Pese a estar situada su acción en los 70, la novia de Al Pacino pide una coca-cola light, bebida que no se comercializaría hasta comienzos de los 80.

Amadeus (1984): Mozart seguro que era un hombre que disfrutaba de un buen chiste, pero bajo ningún concepto era el malpensado, risueño y simplón que se muestra en la película. Además, la mayoría de los historiadores están de acuerdo en que su relación con Salieri era de “rivalidad amistosa, marcada por mutuo respeto y admiración”. Y aunque la película apunta que Salieri pueda haber matado a Mozart envenenándolo, la verdad es que el genial compositor falleció por una fiebre reumática.

Pocahontas (1995): Cabe mencionar que el romance entre Pocahontas y John Smith es pura ficción. Más que nada porque, cuando transcurrieron los hechos, ella tenía 10 años de edad. Y reflejarlo tal cual en la pantalla hubiese sido muy poco Disney.

Black Hawk derribado (2001): Los estadounidenses no estaban solos en la operación, que se realizó con el apoyo de tropas pakistaníes y malayas. El brigadier general Abdul Latif-Ahmed, comandante de estas últimas, se quejó de que la película daba todo el crédito a sus entonces aliados, retratando a su contingente como “conductores de autobús”.

Shakespeare in love (1998): Poco se sabe de la vida personal de Shakespeare, una de las figuras más misteriosas de la Historia de Inglaterra. Los historiadores todavía discuten sobre si era gay. Así que podemos aceptar (de buena fe) que se lió con una rubita parecida a Gwyneth Paltrow. Ahora bien: el futuro marido de ésta alardea de sus plantaciones de tabaco en Virginia, un vegetal que los colonizadores de dicho territorio sólo comenzaron a cultivar 20 años más tarde de la fecha del filme.

El sonido del trueno (2005): Un grupo de aventureros temporales viajan a través del tiempo hasta el periodo de los dinosauros. El grupo de viajeros mata a una mariposa, punto clave en el argumento ya que esto desencadena una serie de consecuencias fatales que alteran el espacio-tiempo. Pero claro…las primeras mariposas nunca convivieron con los dinosaurios, ya que éstas aparecieron 15 millones de años después de la desaparición de éstos.

Pearl Harbor (2001): Tanto Pearl Harbor como todo el cine estadounidense sobre la guerra en el Pacífico omiten un dato crucial: el gobierno de Japón sí declaró formalmente sus hostilidades contra EE UU. Un error de comunicaciones impidió que el Secretario de Estado estadounidense se enterase del inicio de la contienda hasta una hora después del primer ataque.

Anastasia (1997): Don Bluth, maestro de animadores, se pasa la historia de Rusia por donde le apetece, contándonos la leyenda de la joven princesa que (supuestamente) sobrevivió a la Revolución bolchevique de 1917. También pintan a la dinastía Romanov como alegres y justos soberanos, en lugar de como autócratas sin piedad. Por otra parte, que el mismísimo Rasputín fuese el responsable último de la Revolución no se lo creen ni los Boney M.

Alejandro Magno (2004): La pelí destaca por su falta de fidelidad del retrato de la Batalla del Hidaspes, que se libró de noche y bajo la lluvia en lugar de en un día radiante y soleado, como muestra el filme. Además Colin Farrell tuvo que haber agotado las reservas de agua oxigenada de la antigua Grecia en este biopic del caudillo macedonio.

La reina Victoria (2009): Aunque tanto Victoria como su consorte, el príncipe Alberto, sufrieron varios atentados durante su reinado, no consta que él salvase la vida de su esposa en ninguno de ellos. Los guionistas decidieron incorporar este detalle para darle algo de acción a la película, algo que al parecer no le hizo ninguna gracia a la actual monarca, Isabel II.

Parque jurásico (1993): La mítica saga marcó un antes y un después, aunque esta tiene un fallo algo gordo pero casi imperceptible. La mayoría de dinosaurios que aparecen en la película son del periodo cretácico, no del jurásico. Pero claro, “Parque cretácico” como que no tiene el mismo tirón…

ACLARACIÓN:

El Club de los poetas muertos: Robin Williams no hace una imitación de Vito Corleone en “El Padrino”,  sino mas exactamente de Marco Antonio en la película de 1953 “Julio Cesar”, lo cual no supone en absoluto ningún anacronismo.
Atrapado por su pasado: La novia del Al pacino quiere en realidad una pepsi, lo que pasa es que la palabra coke o cola es totalmente genérica y cuando pides una te pueden dar la marca que sea, de ahí que seguramente especifique lo de diet para que le den una pepsi. De hecho la diet pepsi es de 1964, lo cual no supone una anacronía. El fallo viene de asociar el espectador que cualquier cola debe ser de coca-cola.
TODOS ESTOS FALLOS SON PRODUCTO DE LAS LICENCIAS QUE MUY A MENUDO SE TOMAN LOS DOBLADORES.
Muchas gracias a YakFace por sus comentarios y por enriquecer la entrada con las notas explicativas.



Fuentes: Blogdecine.com/otros/las-once-peliculas-que-fueron-buenas-gracias-a-errores-historicos
Mentesenaccion.wordpress.com/curiosidades-del-cine-gazapos-en-peliculas-historicas
Listas.20minutos.es/lista/las-peliculas-con-los-peores-errores-historicos-cuando-la-historia-contradice-al-cine.
Google imágenes.

11 comentarios:

Raquel dijo...

Muy buena entrada, super entretenida. la verdad es que las pelíuclas exageran muchas veces, y otras veces retocan un poco la historia para hacerla más vistosa en la pnatalla grande. Me quedo con la última, Parque Crétacico... pues no suena tan mal XD
Besos.

YakFace dijo...

¿los fallos de "Atrapado por su pasado" y "El club de los poetas muertos" no serán cosa de lo nefastos doblajes al español? ;)

MEN dijo...

Nadie es perfecto, hasta los listines del cine cometen errores. Muy instructiva esta entrada. Un bessito

Ana dijo...

Hola Raque, pues estoy contigo, "Parque Cretácico" no suena tan mal y sería mas fiel a la verdad, jaja.
Me alegra haberte entretenido un poquito...
Besos
;)

Hola YakFace, pues es una posibilidad, pero tendría que ver las pelis en versión original para comprobarlo, de todas formas, ¿si no es al Padrino, entoces a quien imita Robin Williams delante de sus alumnos?
;)

Hola Men, el cine está plagado de fallos gordos, pero se pueden tomar sus licensias, ¿no? A veces les queda bien y todo, jaja.
Besos
:)

Ana dijo...

licencias quiero decir...

Prometeo dijo...

Buena entrada original e instructiva. Un abarzo.

Natalia Ortiz dijo...

Madre mía, Ana. ¡Cuántos fallos! Me pregunto si algunos los has encontrado al ver las películas o si has ido buscando por internet y los has conocido así.
El caso... es que he visto Pocahontas, Anastasia y Titanic, así que recuerde bien. Y que haya visto y como si no o recuerde poco... Braveheart, Pearl Harbor, Jurassic Park y creo que Alejandro Magno.
¡Menudo fallos!
- Me gustaría ver El club de los poetas muertos.
- Qué bueno el del Titanic. Y madre mía con María Antonieta u.u, qué tontos son, con lo rápido que se entiende la pura verdad.
- Se nota que se curran poco todo... porque lo de la coca-cola u.u
- Horrible el cambio en Amadeus.
- Ni idea de lo de Pocachontas.
- Puntazo por lo del tabaco de Shakespeare
- El sonido del trueno me recuerda a los dibujos animados y las máquinas del tiempo
- Lo de Magno, vender y vender, no hay más
- La verdad es que tantos años de costumbre de jurásico... con cretácico pierde bastante.

Muy curioso, Ana. Un beso :)

Carol Torrecilla García dijo...

Interesantísimo, Ana. Yo nunca me doy cuenta de esas cosas. =)
Me ha gustado mucho leerlo y culturizarme. =)
Gracias por compartirrrrrr.
Carol

YakFace dijo...

Pues he buscado lo del club de los poetas muertos y resulta que tenía yo razón a medias. Efectivamente Robin Williams hace una imitación de Marlon Brando, pero que estoy seguro que el listo doblador de turno adaptó a sus propias capacidades de imitación y asemejó más a Vito Corleone. Y en realidad a quien imita Robin Williams es al Marlon Brando de Julio Cesar, lo cual no supone en absoluto ninguna anacronía.
Si quieren comprobarlo está clarito en la página de IMDB: http://www.imdb.com/title/tt0097165/trivia?tab=gf
Copio y pego el texto aclaratotio concreto:
"Incorrectly regarded as goofs:
Keating's impression of Marlon Brando is not an anachronistic reference to The Godfather but to his role as Marc Antony in Julius Caesar."
Lo curioso es encontrarse con miles de páginas en google que dan este error por válido y resulta que de eso nada. Tiene más fallos, pero ese precisamente no lo es.
Apuesto que eso de la coca cola va por el mismo camino...

YakFace dijo...

...no he podido resistirme y he buscado lo de la Diet Coke, jejeje, pues resulta que no es un fallo. Resulta que no es de coca-cola sino que lo que quiere es una pepsi. Y de hecho la diet pepsi es de 1964, lo cual no supone una anacronía. Para más info la wikipedia: http://en.wikipedia.org/wiki/Diet_pepsi
El fallo viene de asociar el espectador que cualquier cola debe ser de coca-cola y lo cierto es que no es así ;) La cosa es que la palabra coke o cola es totalmente genérica y cuando pides una te pueden dar la marca que sea, de ahí que seguramente especifique lo de diet para que le den una pepsi.

Ana dijo...

Un abrazo Prometeo. Gracias por seguir por aquí
:)

Hola Natalia, bueno ya me gustaría ser tan atenta para darme cuenta de estos fallos, algunos son evidentes (como el del Titanic, por ejemplo)... pero no, la verdad es que he buscado la información y las curiosidades en agunas páginas de cine y las he recopilado. Me pareció interesante hacer una entrada de esto...
Gracias por llerme y pasarte por aquí, ya sé lo liada que estas con los exámenes.
Un besito
;)

Hola Carol, jaja, yo soy el despiste en persona, yo me he dado ceunta de algunos fallos tipo antes tenía un croassant y después una tortita, jaja, o de esos que cantan mucho. Me alegra haberte entretenido.
Besos
:)

Hola YakFace, pues te agradezco mucho que te hayas molestado en aclarar la duda, la verdad es que moralmente tendría que poner una nota aclaratoria en la entrada, jaja, porque ya no son fallos.
Ay, estos dobladores hacen lo que quieren...Supongo que con lo de Marlon Brando el doblador pensó que sería mas evidente si hacía una imitación del Padrino, que la gente pillaría antes el chiste. Es curioso lo de la publicidad en las películas, algunas pagan para que hagan uso de sus marcas y luego pasa lo que aquí, que se piensan que todas las colas son coca colas...
Gracias de nuevo por comentar.
Saludos
:D

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...