miércoles, 21 de septiembre de 2011


Despedirse del verano no podía ser tan difícil como pensaba, sólo tenía que cerrar los ojos, apretar fuerte y contar hasta tres…
Uno…
Dos…

Y tres…


Entonces abriría los ojos y todo habría pasado, habría quedado en el ayer... Pero no fue así, no como esperaba. Pestañeó repetidas veces, una y otra vez. No importaba que la estación ya hubiera quedado atrás, no era un recuerdo, era una sensación, la que sentía aún en su retina, la que deslumbraba sus ojos y hería su vista…porque estos se delataban y ellos, -no podían negarlo- seguían conservando el cálido brillo del verano.


Canción: Kakade-Eyes.

4 comentarios:

Natalia Ortiz dijo...

Depende de cada uno, de lo que le guste la estación y el calor. En mi caso, digo que me gustaría seguir en verano, pero que no puedo con semejante calorazo. El ojo es espectacular con su color azul en el que refleja la playa. Lo dice todo :) Y queda genial con el texto que has escrito, al igual que la canción, que es bonita y no la conocía. Muy bien, Ana jeje. Espero intentar leerme la entrada del Mapamundi el finde, que es muy larga y no llego.
Sobre la entrada de Forrest, decir que es muy bonito lo que dices de Jenny y cierto. En mi caso, voy viendo distintas películas de Tom Hanks al año, repitiendo varias veces algunas como Big, que me gusta un montón, jeje. Y lo de la hora, me sonaba de alguna otra entrada, sí, y ya veo que estas últimas también tenían la misma hora. Chocante. Un beso :)

Ana dijo...

¡Hola Natalia! El verano es una estación que me encanta, pero en realidad casi todas las estaciones tienen algo que me gusta, y ahora llega el otoño, la nostalgia, las hojas secas, las fiestas que llegan...
Ese ojo es increible, precioso.
Big es una de esas pelis que me recuerdan a la infancia, supongo que porque la vi siendo niña, jaja, yo creo que todos tenemos un poquito de ese niño grande dentro, tenemos que crecer y dejar de jugar y divertirnos, ponernos serios, pensar en formalidades y responsabilidades, así que ¿a quien no le gustaría ser niño por un día? Saltar en la cama elastica, comer chucherias y porquerias, jugar todo el día, jaja, ¡me gusta mucho esa pelí!
Que observadora, te has percatado de lo de la hora en las entradas.
Un beso
:D

lopillas dijo...

Siempre da algo de penita dejar atrás el verano, aunque no haya sido gran cosa, se añora el sopor del tiempo libre.
Ahora a por el otoño!!!

Ana dijo...

Ahora a por el otoño Lopillas, no hay mas remedio y también tiene su encanto, ¿no?, aunque los días se hacen mas oscuros y fríos.... ¡y yo odio el frío!
;)
Saludos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...