miércoles, 15 de junio de 2011

S.O.S


No sé porque pero a veces tengo ganas de echar a correr y no parar hasta encontrar el fin del mundo, o en su lugar, un sitio donde logre entender el porque de la sin razón de este mundo tan cruel. Un mundo injusto y feo que premia mas la belleza física que la del corazón, que no tiende sus manos por nadie ni vela mas que por sus propios intereses y desampara a quien necesita un poco de amor, de ayuda, de comprensión, de compasión.
No hay consuelo, no hay caridad, no hay bondad. Nadie da nada por nadie, pero quieren recibir y esperar todo de los demás. Y si no se recibe, ¿qué? Entonces la rabia, la violencia, el odio, arrasan con todo…con toda la humanidad. Venganza, malos sentimientos, destrucción, guerra… pero, ¿qué hago yo aquí?  ¿qué pinto yo en medio de este sitio desierto, más hambriento que un corazón sin amor?
¿Y qué sé yo del mundo? Camino sola, sin rumbo, inmersa en una odisea que no termina. ¿Te encontraré?, ¿llegaré hasta ti, maldito culpable de todas mis penas? ¡Si sólo supiera quien eres! ¿Destino, Dios, Providencia, Suerte? ¿A quien echarle la culpa? ¿A quien culpar de mi mal? ¿A esa fuerza desconocida o a mi misma?
Quiero ser rescatada, quiero lanzar una bengala roja y que todo cese, todo lo malo y feo.
Lanzaré entonces una bengala, será roja, como un ascua encendida rayando el crepúsculo. Y así seré como ese naufrago que va a la deriva, un naufrago que sólo desea hallar un mundo mejor, un mundo de paz, de verdad, de justica y de amor.


Y hasta que se acaben seguiré lanzando bengalas rojas al cielo…

-Una bengala roja por las guerras injustas, por los que mueren o quedan incapacitados, por los heridos, por los que pasan hambre. Por los que pierden y los que ganan.

-Una bengala roja que cruce el cielo por aquellos que sólo velan por sus propios intereses, por ellos y sus argumentos baldíos. Por sus mentiras y sus alianzas, de esas en las que nadie cree, ni siquiera ellos mismos.

-Un bengala  por los continuos conflictos que nunca se solucionan. Mundos dispares en donde no hay escaleras, el de abajo ahí se queda, el de arriba siempre prospera.

-Otra bengala para esa parte del mundo que sólo se mira el ombligo, un mundo de leyes naturales que sólo unos pocos cumplen, un mundo de economías artificiales y trampas. Un mundo que se ahoga a si mismo, pero que aprieta el nudo sonriente.

-Una bengala por la moralidad pérdida, por los que desprecian los derechos de los demás, un mundo además de estrategias comerciales, por esos que tienen las curas para los males pero que no las comercializan porque implicaría cuantiosas pérdidas económicas, por esos, pocos o muchos, que creen que la salud no es rentable.

-Una bengala para esas empresas que contaminan al mundo pero les da igual. Un mundo de diferencias que se podrían salvar si unos pocos quisieran.

-Una bengala y una oración por este mundo que se muere. Un mundo enfermo de materialismo. Un mundo, nuestro mundo, que sólo necesita ser escuchado.
Una bengala que sólo es un grito de AUXILIO.
¿Lo oyes? ¿Lo salvas? Hay que hacer algo YA.

5 comentarios:

Raquel dijo...

Estamos con los ánimos encendidos ¿no?, no sólo indignados con lo que pasa en nuestro país, con esta crisis que parece no tener fin, con el paro que cada día crece más y más, con un futuro que parece muy incierto.
Me uno a este grito de auxilio tuyo.
Una bengala para mover las conciencias dormidas.

Un beso :)

Durrell dijo...

Ana, te preguntas qué haces tú en este mundo y tú sola te has dado la respuesta lanzando bengalas para que cesen tantas injusticias... tanta gente como tú es lo que equilibra este caos en el que vivimos. Porque este mundo necesita de gente que clame y grite indignada por tantos a los que da igual lo que pase a todos los seres vivos que habitamos este planeta. Yo te doy mi mano y grito contigo y te ayudo a lanzar esas bengalas. Me ha gustado mucho este reclamo que has escrito y ya somos tres ¿ves?

Un fuerte abrazo.

Ana dijo...

Me alegro de que te unas, es agotador esto de lanzar bengalas, jaja.
Un beso
;)

Gracias Durrel por tus palabras, me has animado, no estoy sola, como dices ya somos tres los que lanzamos bengalas que aclaman y gritan, y luchan, y piden, así que alguien las tendra que ver, ¿no?
Un fuerte abrazo para ti.
:)

Alury dijo...

Yo quiero lanzar una bengala roja por todos los que promueven que el mundo se idiotice... ¡se alegran de que no nos demos cuenta de que juegan con nosotros!

Canales de televisión basura, pésimas leyes de educación, insuficiente profesorado, consumismo, fachadas materialistas... (y un largo etc)

Ana dijo...

Que bien Alury,ya somos cuatro lanzadoras de bengalas rojas, y lo que has dicho es importante, además eso si que es preocupante, esperemos que no sea tarde porque cada día el mundo está mas idiota y absurdo.
Un beso
:)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...