martes, 2 de marzo de 2010



El momento de cine que he escogido hoy pertenece a la película “Roman Holiday”, conocida en castellano como “Vacaciones en Roma”. En ella Joe Bradley (Gregory Peck) reta a la rebelde princesa Anna (Audrey Hepburn) a introducir la mano en “La Boca de la Verdad”. En italiano Bocca della Verità, una misteriosa máscara de mármol que observa a los turistas desde la pared del pronaos de la Iglesia de Santa María de Cosmedin en Roma y que muerde la mano de los que no osan decir la verdad.



Si no sabes hablar inglés y tampoco andas muy fino leyendo subtítulos en chino (te comprendo) aquí lo tienes en español. Pincha.
http://www.youtube.com/watch?v=LumtVIGXK0c


Cansada de sus obligaciones y de la soledad de su mundo real, la princesa Anna decide escaparse para vivir su vida como la de un ser común y corriente. En su escapada se queda dormida en la calle y es recogida por un americano, quien no duda en recogerla y llevarla a su propio apartamento. El americano resulta ser un periodista llamado Joe Bradley quien se ofrece amablemente a hacer de guía para ella en Roma., su intención es conseguir una exclusiva de 5000 dólares. Para ello hace que su amigo y fotógrafo le saque fotos a escondidas para después publicarlas y hacerse famoso, pero su secreto propósito se topa con la realidad cuando descubre que tanto la princesa como él se han enamorado mutuamente.
Cuando la ausencia de la princesa ya no se puede prolongar surge el conflicto entre el deber y los sentimientos, y la princesa debe tomar una dura decisión.

Este film catapultó a Audrey Hepburn a la fama. La química establecida entre Peck, Albert y Audrey es tan evidente que se plasma realistamente en esta pelí, que posee el encanto de las relaciones humanas simples, felices y sencillas, todo gracias a la personalidad fresca, rebosante y espontánea de la protagonista.
Curiosidades y anécdotas de rodaje:

*Vacaciones en Roma (Roman Holiday) es una película dirigida por Willyam Wyler. El film ganó tres Oscar: a la mejor actriz principal (Audrey Hepburn), a la mejor narración para el cine, y al mejor vestuario. Y obtuvo otras siete candidaturas: mejor película, mejor director, mejor actor de reparto (Eddie Albert), mejor guión original, mejor dirección artística, mejor fotografía, y mejor montaje.
*Esta película fue el primer papel protagonista de Audrey Hepburn en el mundo del cine. La actriz belga no había realizado grandes papeles hasta entonces. Una vez hecho el rodaje, la productora quería que Gregory Peck (estrella consolidada en Hollywood) encabezara en solitario los créditos. Pero Peck se negó argumentando que Audrey Hepburn iba camino de ser una gran estrella.

*Wyler corrió el riesgo de contratar como guionista a Dalton Trumbo, hombre marcado por la Comisión de Actividades Antiamericanas del senador McCarthy (Comisión Warren). Trumbo trabajó bajo el sobrenombre de Ian McLellan Hunter. Cuarenta años después, la película se reeditó con la introducción de Dalton Trumbo (con su auténtico nombre) en los títulos de crédito.

*El proyecto iba a ser dirigido por Frank Capra (con Cary Grant y Elizabeth Taylor como protagonistas). Pero al saber que el guionista era Dalton Trumbo (víctima de la Caza de Brujas) lo abandonó.

*Cuando Wyler retomó el proyecto, su primera opción femenina fue Jean Simmons.

*Esta película supuso toda una innovación en el rodaje de exteriores. Wyler desechó la idea de rodar con escenarios artificiales porque quería que la auténtica Roma fuese la tercera protagonista de la película.

*Peck preparó una broma a Hepburn en la escena de La boca de la verdad. La leyenda sobre este monumento (y que se explica en la película) cuenta que quien miente pierde la mano al introducirla en la boca. Así, Peck, sin previo aviso a la actriz, mete la mano y la esconde por debajo de su manga. Esto provoca el susto real de Hepburn. Wyler no dudó un momento en meter la escena de la broma en la película al ver la reacción de Hepburn.

4 comentarios:

Raquel dijo...

Que pena no haber visto esa película nunca, porque la escena que has puesto me gusta mucho, tiene ese encanto del cine de antes, con buenos guiones, buenos actores y cuidada fotografía.
Muy interesante los datos que has puesto.

Un beso, Ana.

Ana dijo...

Cuando quieras avisame hermanita, y montamos en el salón un PPM (pelí, pipas, manta)para disfrutar del sabor de lo clasico, esas pelís que parecen tan modernas y actuales porque el amor es atemporal. ¿Verdad?
;D
Un beso

Jorge dijo...

Ké mal rollo. Tengo ke ponerme al día con Hepburn. Lo único ke he visto suyo es Charada. La gente se rie de mi por estudiar cine y no haber visto breakfast at tiffany's.
Nos vemos

Ana dijo...

Nos vemos Jorge. Bienvenido al Bohemio Mundi. Ya sabes pasate cuando quieras.
Un abrazo
:)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...