martes, 23 de octubre de 2018

La Llorona


La Llorona es un espectro del folclore latinoamericano que, según la tradición oral, se presenta como el alma en pena de una mujer que asesinó o perdió a sus hijos, busca a estos en vano y asusta con su sobrecogedor llanto a quienes la ven u oyen.
Hay que decir que esta leyenda tiene muchas variantes, quizá una de las versiones más famosas sea la mexicana…
En México, varios investigadores estiman que la Llorona, como personaje de la mitología y de las leyendas mexicanas, tiene su origen en algunos seres o deidades prehispánicas como Auicanime, entre los purépechas; Xonaxi Queculla, entre los zapotecos; la Cihuacóatl, entre los nahuas; y la Xtabay, entre los mayas lacandones. Siempre se la identifica con el inframundo, el hambre, la muerte, el pecado y la lujuria.
A la presencia de estos antecedentes mitológicos entre los pueblos precolombinos de Mesoamérica se suma la contribución española para establecer el mito como tal. Es durante la colonia española en América cuando el mito de la Llorona toma forma. A la vez diosa y demonio, nadie, en la psique del mundo colonial, puede resistir su aparición ni su llanto de ultratumba, ni siquiera los conquistadores afincados en el valle de México, quienes a causa del espanto incluso instituyeron un toque de queda a las once de la noche, pues pasada esa hora comenzaban a escucharse los gemidos aterradores de una mujer espectral por las calles de la ciudad de México. Su visión garantiza la muerte o la locura para aquellos que intentan averiguar el origen de aquel lastimero gemido. Para los colonos, la diosa prehispánica toma la forma de una mujer de flotante vestido blanco, con la cara cubierta por un vaporoso velo (que cubre el aterrador rostro de la angustia), que cruza las empedradas callejuelas y plazas de la ciudad lanzando un estremecedor grito de desesperanza y derrota. La Llorona es también uno de los primeros signos del mestizaje, pues es durante este período cuando se identifica en México a este fantasmagórico personaje con doña Marina, la Malinche, que vuelve arrepentida a llorar su desgracia, su traición a su pueblo indígena y su relación con Hernán Cortés, como parte de la leyenda negra de estos personajes. De aquí parecen venir muchas de las versiones que señalan a la Llorona como la protagonista de una trágica historia de amor y traición entre la mujer indígena y su amante español, lo que finalmente la lleva al infanticidio como una manifestación del deseo de castigar al hombre en la forma del amante, en unas versiones, o del padre de la mujer, en otras, para lo cual usa al niño como el instrumento de la venganza por ser este la prueba de la deshonra, pero también, de alguna forma, como una manera de castigarse a sí misma por su debilidad.
La llorona tiene muchos nombres: la Pucullén para algunos, la Tuliveja, o la Tepesa para otros, pero siempre la pobre, pobrecita llorona, ¡que desdicha eterna la suya!




Música: Ángela Aguilar-La llorona
Eugenia León

5 comentarios:

miquel zueras dijo...

En México encontré personas que juraban haber visto a La Llorona.
Ignoraba lo del toque de queda.
Publiqué un microrrelato sobre la Llorona, espero que te guste, y ahora voy a leer tu entrada anterior que promete ser interesante.
Saludos!
Borgo.
LA LLORONA, LEYENDA MEXICANA
Tenía que enviar el dibujo para una portada a primera hora del día siguiente. Aún seguía trabajando ya muy entrada la noche cuando irrumpió la llorona en mi habitación.
Me quedé helado. No podía mover un solo musculo viendo a aquel espectro totalmente vestido de blanco profiriendo horribles gritos y alaridos -¡Aaaaay, mis hijooos!!!- gemía. Una cascada de lágrimas fantasmales brotaba de las negras cuencas de sus ojos.
De repente la habitación quedó mágicamente vacía. Repleta, eso sí, de ecos de llantos e infinitas ausencias todavía presentes.
Hablando de ausencias: se ha llevado mi paquete de kleenex.
FIN

Carol Torrecilla García dijo...

No conocía nada de esto, y me resulta muy interesante.
Gracias por acercarnos a diferentes culturas Ana Bohem.
Besos y abrazos 😍 😍 😍 😍

Raquel dijo...

Me gusta la cultura mexicana y su folclore. Es muy curioso cómo interpretan la muerte y como adornan los cementerios el día de difuntos, con flores, comida, ofrendas, velas, mucho colorido, y además pasan el día allí. La canción me gusta mucho, y mira que tiene versiones, esta en particular me encanta.
Besos!

Montse dijo...

No sabía nada sobre esta Llorona, es fascinante la cultura latinoamericana y me doy cuenta que la apenas la conocemos o por lo menos yo.
Es estupendo que nos des a conocer estas cosas, Ana, me encanta.
Mil besos!

Ana Bohemia dijo...

Hola Miquel, genial tu microrrelato, ¿quién le puede reprochar a la pobre Llorona que se robe un paquete de Kleanex? Que miedo da esa gente que dice que la vio, ¿sugestión o verdad?
Saludos
:D

Besos y abrazos Carol, gracias a ti por querer acercarte hasta aquí, y de paso aprender algo nuevo.
Besos
:)

Hola Raque, lo que rodea al día de muertos en México siempre me ha llamado la atención porque pasan (literalmente) el día en el cementerio.
La canción también me gusta, hay muchas versiones buenas, inmejorable la de Chavela.
Besote
:D

Hola Montse, pues se trata de una leyenda bastante conocida, he leído que los "gringos" van a hacer una adaptación cinematográfica así como película de terror, ya me veo venir que no tendrá nada que ver con el origen de esta historia.
Mil besos
:)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...